Karretània, vinos que enamoran

En el año 2017 el joven matrimonio de ingenieros agrónomos y viticultores Georgina Brunet y Antoni Sans , apasionados por la cultura del vino, y siguiendo la tradición de sus ancestros, emprenden un nuevo camino juntos: el de elaborar vino procedente del legado familiar. Diez hectáreas de viñedos de producción propia con siete variedades diferentes que durante décadas pertenecieron a la familia y que se ubican en los municipios de Consell y Santa Maria del Camí.

Tati Fructuoso

Karretània es el nombre de esta joven bodega, un pequeño guiño al lugar de nacimiento de Georgina, ya que de este topónimo deriva la actual Cerdanya, preciosa comarca situada en los Pirineos y adentrada en Francia. La pareja reivindica con sus vinos la extraordinaria singularidad y esencia de la isla de Mallorca, elaborando con profesionalidad y entusiasmo microproducciones de monovarietales autóctonas: el Projecte Terra.

El Projecte Terra siempre está en constante evolución. Se basa en una tierra cultivada de forma sostenible, respetuosa con el medio ambiente y atendiendo a las técnicas de Agricultura ecológica. Los suelos de las fincas donde se ubican las viñas son de canto rodado y grava; presentan textura francoarenosa y una buena capacidad de drenaje.

El Projecte Terra de la bodega Karretània siempre está en constante evolución. Se basa en una tierra cultivada de forma sostenible, respetuosa con el medio ambiente y atendiendo a las técnicas de agricultura ecológica

Las diferentes variedades se vendimian manualmente, seleccionando detalladamente los mejores racimos, primero en el mismo campo y posteriormente en la bodega. La fermentación se realiza en depósitos de pequeño volumen, entre 1.000L y 5.000L de capacidad y cada variedad se elabora por separado, con ediciones limitadas de máximo 2.000 botellas por añada. Para su envejecimiento se utilizan barricas de roble francés de grano fino y tostado ligero. Algunos de los vinos se embotellan sin filtrar, como el Projecte Terra Manto Negro, preservando al máximo las cualidades organolépticas del vino y su mayor expresividad.

‘El Projecte Terra es un homenaje a las variedades autóctonas Giró, Prensal Blanc, Callet y Manto negro. Unos vinos que logran la máxima expresividad: frescos, de paso ligero, amables, redondos y elegantes. Puro reflejo del carácter mediterráneo’.

Otra de las marcas que define a esta bodega es Suara, una oda al Cabernet Sauvignon. Karretània, con Suara, nos propone un monovarietal de Cabernet Sauvignon ̶ la variedad de uva más extendida del mundo que siempre mantiene su particular carácter ̶ con los elementos aromáticos y gustativos que le confiere su esmerado cultivo en la isla de Mallorca. ‘Como en el resto de vinos elaborados por la bodega, se respeta en todo momento el ritmo natural de la planta, el equilibrio con el entorno, y la calidad de la uva durante su ciclo agrícola’.

En cuanto al Suara Rosado, hay que decir que es capaz de seducir los paladares más exquisitos. ‘Elaborado mayoritariamente con la variedad Cabernet Sauvignon, esta vez con un toque de Syrah y de Merlot. El resultado es un vino goloso, intenso y envolvente’.

Tanto el Suara tinto como el rosado son vinos que vale la pena degustar y disfrutar con ellos, y como dice el slogan de Karretània: ‘Si no és ara, será Suara’.

Los vinos de Karretània están amparados en la IGP Vi de la Terra de Mallorca. info@karretania.com