El whisky que viajó al espacio – Proyecto SPACE

JOSEP Mª NATTA

SPACE es un proyecto en el que participó una prestigiosa marca de Scotch Whisky afincada en la región de Islay para determinar qué efecto puede tener la gravedad sobre la maduración de los destilados.

Parece ser que las condiciones de microgravedad (gravedad cercana a cero) influyen en el comportamiento de los terpenos: molécu- las complejas que conforman el sabor de numerosos alimentos y bebidas; participan en la “maduración” de los destilados.

Para comprobarlo in situ, a finales del año 2.011 la Estación Espacial Internacional puso en marcha un proyecto científico para conocer cómo actúan los terpenos en gravedad cero.

La afamada destilería preparó dos muestras testigo totalmente idénticas (malta de cebada y partículas carbonizadas de madera de roble), una la entregó a la Estación Espacial Internacional (estuvo casi tres años orbitando a 320 km de la superficie terrestre) y la otra se la quedó en sus instalaciones.

Los resultados fueron concluyentes:

“Al oler y probar las muestras del espacio, noté que ahí destacaba mucho más el carácter ahumado y fenólico que caracteriza a nuestro Whisky pero además, sentí una combinación diferente de aromas ahumados con la que no me había encontrado hasta la fecha en la tierra”.

“Este experimento muestra que existe una complejidad de sabor hasta ahora desconocida que podría salir a la luz desvelando así una visión muy diferente del carácter del whisky” Dr. Bill Lumsden. Director de Destilación y Creación de Whisky

Y los análisis por cromatografía de gases y espectrometría de masas lo corroboraron. Véase el análisis de los congéneres del alcohol:

Este es el vivo ejemplo que invita a la reflexión: a veces es el alimento quien se debe de molestar en viajar y no el consumidor…